Avisar de contenido inadecuado

Conociendo al santo de santos

{
}

El culto a San la Muerte crece año a año
En la noche de ayer martes, en la avenida Blas Parera casi 115 se concentraron alrededor de 700 personas en el santuario de San la Muerte con motivo de que hoy 13 de agosto se celebra su día. Los que le rindieron culto estuvieron hasta las 3 de la mañana tirando pirotecnias y festejando. Hoy miércoles, ofrecerán almuerzo y cena gratis para todos los que se quieran acercar. Además, habrá conjuntos musicales.

Pelusa, la dueña del santuario San la Muerte, explicó “la historia tiene origen guaraní. Y yo lo tengo de herencia: mi bisabuela y mi abuela fueron aborígenes y hace 25 años que hago la fiesta. Antes, no era tan grande y popular como lo es hoy. Pero ahora estoy logrando que la gente no le tenga miedo porque no es para temer sino para respetarle porque es un buen amigo y compañero. Para realizar esta fiesta, toda mi familia pone un granito de arena pero es el santo el que paga la fiesta. Esta noche habrá asado a la estaca, pollo, choripán, lechón y pan. Vienen “Los hijos de los barrios de Corrientes”, “Ocarapeguá” y un festival completo. El año pasado hubo cinco mil personas y este año vienen gente de Buenos Aires, La Plata, de todos lados”.

La mujer contó en radio República que “la gente le esta teniendo mas respeto que miedo. Y ahora se están enterando más y empezó a crecer porque vino un señor de Londres y de Estados Unidos hace cinco años atrás”.

Y agregó “el santo se paga la fiesta. Es decir si alguien viene, le pide algo al santo y éste le cumple, entonces la persona al año siguiente trae dinero o colabora con cajas de pollo o chorizo, como mucha gente lo hizo este año. Incluso los costillares para el asado vienen de La Pampa”.

En el santuario se pueden encontrar vestidos de novia, ropas de bebé, cascos de policías, gendarmería, armas que se utilizaron en la Guerra de las Malvinas. Son todas ofrendas para el santo.

Pelusa señaló “y además, en el santuario, yo tengo una imagen de San la Muerte que mi bisabuela me dio, que está sentado en un sillón de oro, dos guardianes alrededor de él y entre 30 y 40 santos que dejaron anoche los visitantes. La gente viene, le reza y le agradece”.

“La iglesia de San Cayetano está cerca pero no hay ningún tipo de recelo con ellos. Lo que pasa es que hay gente que no sabe bien la historia de él y confunde mucho y por ahí hay quienes hablan sin saber”.

La mujer explicó que todo lo que se dé esta noche es gratis, ni siquiera cubiertos tienen que llevar. Y si aparece algún vendedor ambulante que quiere vender cosas, ella decomisa eso y lo regala entre los presentes. Incluso si alguno de los conjuntos quiere vender CD, hace lo mismo. Hay alrededor de 30 mujeres, 16 personas que van a servir las mesas. Hace 25 años que hacen esta fiesta y nunca faltó comida. Según Pelusa, “el santo no nos hace faltar”.

Y añadió “no hay ofrendas especiales para el santo. La más grande que se le puede hacer al santo es darle un vaso de agua a un enfermo terminal o no negarle agua o comida a tu prójimo que golpea a la puerta. Lo de llevarle whisky es moderno, pero antes, los aborígenes le invitaban caña al monjecito porque el les llevaba la comida. También les llevan golosinas”.

Con respecto a si es verdad que si uno no cumple con la promesa que hizo cuando fue a pedirle al santo después hay que vérselas con él, explicó “no es verdad. Porque si uno es amigo, y le falla, lo único que el santo hace es alejarse y hacer sentir que está lejos de uno” dijo.
{
}
{
}

Deja tu comentario Conociendo al santo de santos

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre