Avisar de contenido inadecuado

SIEMPRE TENEMOS UNA BASURA QUE OFRECERLE AL MUNDO

{
}
Walter Darré

 



Fue un ideólogo del racismo y durante 9 años ministro de Agricultura de la Alemania nazi. En la Argentina pasó los primeros 14 años de su vida. Lo bautizaron en una iglesia del centro de Buenos Aires y fue a un colegio alemán de Belgrano. Según Wisenthal, murió en 1953. 



Imagen extraída; http://upload.wikimedia.org/


La creación de la "raza superior" con la cual el Tercer Reich deseaba poblar el mundo fue una tarea confiada por Adolf Hitler a Walther Darré, un argentino nacido en una apacible calle del barrio de Belgrano que pasó los primeros 14 años de su vida en Buenos Aires. 


Fiel al suelo en que nació, Darré estudió agronomía. Luego peleó como oficial alemán en la Primera Guerra Mundial.

Después de adherir al nazismo, Darré encandiló a Hitler con sus aberrantes teorías raciales para el "imperio alemán de los alemanes", fue ministro de Agricultura durante casi todo el Tercer Reich, logró el fervoroso apoyo a la guerra del campesinado germano y fue sentenciado a la cárcel por los aliados en Nuremberg, todo sin perder su perfecto acento castellano. El padre del ministro argentino de Hitler se llamaba Richard Darré. A pesar del apellido vasco-francés era alemán. Había llegado a Buenos Aires alrededor de 1890 para abrir la oficina local de Engebert Hardt & Co, una compañía de comercio agrícola.

En Buenos Aires conoció y se casó con Emilia Lagergren, 20 años menor que él, una argentina de ascendencia sueca y alemana. Tuvieron cuatro hijos en la Argentina.

El primogénito fue Ricardo Walther Oscar Darré, nacido el 14 de julio de 1895 a las cinco y media de la tarde en una casa que ya no existe de la calle 11 de Septiembre 769, cerca de la esquina con Maure, a dos cuadras de la avenida Cabildo, detrás del Instituto Geográfico Militar. Ahora allí hay canchas de tenis de un colegio religioso.

Los testigos del acta de nacimiento fueron dos hombres extranjeros que compartían el domicilio de Belgrano con los Darré.

Un chico de Belgrano

La infancia del futuro ministro fue la previsible para un chico de la comunidad alemana de la época. Fue bautizado el 8 de diciembre de 1895 en la iglesia de la Congregación Evangélica Alemana que está en Esmeralda 162. Allí figura en los registros del año 1895, que sin embargo no pudieron ser fotografiados para esta investigación. La prohibición se apoyó en el argumento de que junto a la de Darré iba a reproducirse la identidad de otras personas que aparecen en la misma página, algo que, a juicio de las autoridades de la iglesia, podía afectar el buen nombre de aquéllas.

Darré cursó la primaria en el Colegio Alemán Superior de Varones Belgrano, que estaba en la avenida Cabildo 1891 y que en 1907 se trasladó a la calle Virreyes, hoy José Hernández. Ese edificio, con frente típico de la época de Guillermo II, tampoco existe más, pero sí la institución, que no es otra que la Goethe-Schule. Esta prestigiosa escuela, cuyos cien años se acaban de celebrar hace tres semanas, sólo dejó el barrio de Belgrano en 1989, cuando se completó la mudanza a La Horqueta, en San Isidro. Según informaron sus autoridades, la Goethe-Schule conserva registros en los que figura Darré padre, en su condición de socio del Colegio de Varones, pero en forma análoga a lo ocurrido con el bautismo no fue permitido fotografiar esta documentación centenaria.

Las escasas pistas de Darré en su suelo natal están archivadas en la memoria familiar de su hermano sobreviviente y en su legajo de las SS, al cual Clarín tuvo acceso. Allí se menciona su facilidad para el inglés y el francés, aunque extrañamente no el castellano, y aparece como lugar de nacimiento "Belgrano". Hace un siglo Belgrano era uno de los partidos vecinos de la ciudad de Buenos Aires. La mitad de su población era extranjera y predominaban los alemanes.

En el gobierno había bastantes personalidades que nacieron en el exterior", dice Von Oven. "Rudolf Hess nació en Egipto. Yo, por ejemplo, nací en Bolivia. Pero eso no tenía ninguna importancia en el Reich." Una vez en Alemania, Darré fue alumno de un colegio evangelista. Al poco tiempo fue enviado pupilo al Wimbledon Kings College School, en Inglaterra. Finalmente ingresó en el colegio Witzenhausen para "campesinos de las colonias", donde se entrenaba a los jóvenes que luego irían a colonizar los territorios alemanes en Africa, un trabajo apto para el hijo de un comerciante agrícola que había pasado 20 años en Sudamérica.

Estos planes debieron ser abandonados cuando comenzó la Primera Guerra: Darré fue alistado. Luchó en Francia como oficial y recibió varias condecoraciones.

Luego de la guerra, Darré se recibió de ingeniero agrónomo y administró algunos campos en Alemania hasta 1922, cuando ingresó a la Universidad de Halle y se recibió de biólogo. La tarea de crear una "raza pura" de alemanes fue confiada por Hitler a Darré en reconocimiento a las teorías que venía pergeñando el germano-argentino sobre la "desigualdad hereditaria entre los hombres".

En la primavera de 1930 el ingeniero agrónomo se recluyó en la casa de la familia Schutlze-Naumburg en Saaleck para escribir su libro "Sangre y suelo", un texto iniciático en el que Darré afirma que los alemanes no son en realidad una raza. "Sería el vocablo especie el que nos convendría", afirma.

Las máximas de "Sangre y suelo" son citadas incansablemente hoy día en las páginas neonazis o "skinhead" de la Internet. Entre los historiadores "revisionistas" -los que niegan los campos de concentración o reducen el Holocausto a una desviación del jefe las SS Heinrich Himmler de la cual Hitler nunca se enteró- Darré es considerado un ecologista precoz, un defensor de los campesinos que alertaba contra los efectos dañinos de la aglomeración en las ciudades y añoraba la vuelta a la tierra.

La realidad es que en sus libros Darré decía que las leyes de la naturaleza "no aceptan ningún degenerado, ningún subhombre" y propiciaba "restringir" al menos "la proliferación de seres inferiores" a través de la esterilización masiva de mujeres. Apenas Hitler llegó al poder en 1933, Darré redactó y pasó una ley que prohibía a los judíos ser dueños de tierra en Alemania, un primer paso hacia el Holocausto.

Son las ideas expuestas en "Sangre y suelo" que Darré pone en práctica desde 1933 cuando es nombrado jefe de la Oficina Central para la Raza y el Reasentamiento, mejor conocida bajo su sigla RuSHA (Rasse und SiedlungsHauptAmt).

La RuSHA comenzó como una oficina de casamientos, verificando la ascendencia de las mujeres de los oficiales de las SS para asegurar que su descendencia fuera "racialmente pura". Los nazis, incansables inventores de términos nuevos, acuñaron una palabra que hoy ha caído en desuso, "Sippenpflege", para describir la preservación de la "pureza racial" de las familias.


Última edición por el Sáb 01 Dic 2007, 19:18, editado 1 vez

Huésped
Invitado
 

Volver arriba Ir abajo

 Re: Walter Darré

Mensaje por Huésped el Sáb 01 Dic 2007, 19:17

 
Son las ideas expuestas en "Sangre y suelo" que Darré pone en práctica desde 1933 cuando es nombrado jefe de la Oficina Central para la Raza y el Reasentamiento, mejor conocida bajo su sigla RuSHA (Rasse und SiedlungsHauptAmt).

La RuSHA comenzó como una oficina de casamientos, verificando la ascendencia de las mujeres de los oficiales de las SS para asegurar que su descendencia fuera "racialmente pura". Los nazis, incansables inventores de términos nuevos, acuñaron una palabra que hoy ha caído en desuso, "Sippenpflege", para describir la preservación de la "pureza racial" de las familias.


Imagen extraída de; http://germanhistorydocs.ghi-dc.org/

La cría de hombres

Partiendo de su labor como empleado experto en crianza de animales en el Ministerio de Agricultura alemán (en 1926 viajó en varias misiones a Finlandia, Latvia, Lituania y Estonia), en la RuSHA Darré pone en práctica lo que tan vibrantemente proclamara en su libro: "La reconstitución de la Raza en el hombre, utilizando las mismas normas que sirven de base a la cría de los animales".

Al sostener que "un alma perfectamente pura no puede más que expresarse en un cuerpo perfecto", Darré rápidamente llega a la conclusión de que "las disposiciones del alma" son, como las del cuerpo, "igualmente hereditarias".

De allí argumenta que no son ilegítimos los hijos nacidos fuera del matrimonio. Los verdaderos ilegítimos son "la descendencia de calidad inferior".

"Sólo la Iglesia, al cabo de una lucha de varios siglos, consiguió que el niño no fuera considerado según su ascendencia, sino a consecuencia del acto sexual, legítimo o no, según ella, a resultas del cual había nacido", escribe Darré en "Sangre y suelo". En 1941 rompe definitivamente con la religión y renuncia por escrito a la fe evangélica. Propone "utilizar tanto como sea posible para el apareamiento y la procreación a los individuos más puros". Para ello necesita "una nueva clase de especialistas" con rango de juez que conozcan las "leyes de la herencia". Las oficinas del Reich para ese propósito se materializan en la RuSHA.

"Estas oficinas de selección estarán también encargadas de inventariar el protoplasma de nuestro pueblo, basándose en investigaciones exhaustivas en las listas de antepasados de cada alemán." Darré fija en su libro pautas para "la elección cualitativa de las esposas y las oficinas de selección" y para la "distinción entre las mujeres que deben procrear y las que deben permanecer estériles".


Aunque inicialmente dedicada a la constitución de la "nueva nobleza" y a los trámites matrimoniales de las SS, la RuSHA eventualmente se encargó del asentamiento de alemanes en las zonas ocupadas y luego despobladas por los nazis. La RuSHA también extendía los ansiados certificados de "pureza racial" que diferenciaban a los miembros de la "nueva Alemania" de los condenados a los campos de concentración.

Desde 1935, asimismo, Darré estuvo asociado a la Lebensborn, una "organización de bienestar social" creada especialmente para las mujeres y los hijos de los miembros de las SS. Los grupos Lebensborn terminaron convirtiéndose en guardianes de la "pureza racial" y de la "fuente de la vida" e incentivando relaciones entre los "saludables" hombres de las SS y mujeres nórdicas jóvenes, relaciones para las cuales el matrimonio no era un requerimiento esencial. Los hombres de las SS tenían obligación y derecho de "esparcir y preservar su semilla".

Lebensborn administraba hogares para muchachas encintas, para madres y niños. Si los hijos no eran sanos eran entregados a la eutanasia. Eventualmente Lebensborn se involucró en el secuestro de criaturas "étnicamente puras" de los territorios ocupados del Este, quienes eran entregadas a familias de las SS para su crianza.

Guardián de la sangre

El legajo de las SS de Darré muestra que fue un temprano adherente del Partido Nazi, incorporándose al NSDAP (número 248256) el 1 de junio de 1930. Poco más tarde, el 25 de febrero de 1931, se incorpora a las SS (con el número 6882), donde presenta su "Prueba de Ancestría". Rápidamente asciende en las filas de las temibles SS hasta convertirse en jefe de Comando.

Como jefe de la RuSHA, Darré estaba a cargo del "libro de familia de las SS", donde "por razones de raza o salud hereditaria" se concedían o rehusaban permisos de casamiento a los miembros de las SS. El cargo ensambla perfectamente con las teorías raciales, de sangre y de nobleza del argentino.

Darré es designado Guardián de la Ley de la Sangre de la Vida de las SS el 9 de noviembre de 1937 por su amigo el Reichsführer SS (jefe de las SS) Heinrich Himmler.

"Este juramento es confirmado con un apretón de manos", firma Himmler en el protocolo en el cual Darré declara: "Tomo el compromiso como líder de grupo de las SS de emplear todos mis poderes para asegurar que, sin importar el individuo o los méritos de sus padres o ancestros, solamente se admitan en las SS aquellos postulantes que reúnan las más exigentes cualidades requeridas por las SS. Insistiré en esto aunque signifique rechazar a mis propios hijos o a los hijos de mis parientes. Tomo el compromiso asimismo de asegurar que cada año una cuarta parte de los postulantes para las SS consista en hombres que no sean hijos de hombres de las SS. Tomo este juramento de responsabilidad en lealtad a nuestro líder Adolf Hitler y sobre el honor de mis ancestros, siendo Dios mi testigo." El primer puesto de Darré dentro del Reich fue el de ministro de Agricultura, cargo al que accedió a mediados de 1933 luego de haber acompañado a Hitler durante los años de lucha por el poder. El 29 de setiembre de 1933 Darré inició una revolución agrícola con una ley que le valió una gran popularidad a Hitler entre los agricultores.

La ley creaba la figura del "Bauer" (campesino) cuyo "Erbhof" (bien hereditario) era indivisible, inajenable, heredable solamente por el hijo primogénito, inembargable, no hipotecable y estaba exento de impuestos. El objetivo era "conservar al campesinado como fuente de la sangre del pueblo alemán".
Como ministro de Agricultura, Darré se convirtió en el "Reichsbauernführer" (Führer de los Campesinos del Reich). Algunos puntos principales de la ley: · "Sólo quien es de sangre alemana o de razas asimiladas puede ser campesino. Quien, por sus antepasados paternos o maternos, tiene sangre judía o de color, no es de sangre alemana o de razas asimiladas".

· Antes que la hija tienen derecho a la herencia los nietos, el padre, los hermanos, los sobrinos y sobrinos nietos. El sexo masculino tiene la prioridad.

· Los hijos adoptivos no heredan.

· Se contemplan los casos de "pobreza inmerecida" en los cuales los hijos menores tienen derecho a habitar el "Erbhof" del primogénito.

· Tanto el "bien hereditario" como su "cosecha agrícola" son inembargables "por una deuda de dinero".

La ley llevaba las firmas del canciller del Reich, Adolf Hitler, y del Ministro de Agricultura R. Walther Darré.

Un argentino en Nuremberg

La popularidad que Darré logró entre el campesinado fue de significativa importancia para Hitler durante los primeros años del Reich. Pero una vez empezada la guerra, la estrella de Darré comenzó a opacarse y su reinado como "Führer de los Campesinos" fue copado por el mariscal Hermann Goering, un ministro que sin escrúpulos tomó bajo sus alas las fuentes de producción agrícola, agregándolas a su control del vasto conglomerado industrial que llevaba su nombre, el Hermann Goering-Werke.

En 1942 Darré sufrió la separación de todos sus cargos y fue reemplazado como ministro de Agricultura por un hombre de confianza de Goering. Para esa fecha, Darré ya daba claros indicios de haber sucumbido a problemas psicológicos. Reaparece en su legajo como oficial de la RuSHA en 1944, pero ya no es más que un espectro dentro del Reich. En abril de 1945, al finalizar la guerra, es apresado por las tropas estadounidenses.

El proceso de Nuremberg de 1945 y 1946 contra los 22 más importantes jerarcas nazis (entre ellos Goering, Martin Bormann, Albert Speer y Joachim von Ribbentrop) fue el principio de una larga cadena de juicios.

Al juicio de los jerarcas siguieron juicios contra industriales y banqueros (casos IG-Farben y Krupp), el juicio a la Wehrmacht (el ejército alemán) y el juicio "Wilhelmstrasse" contra los integrantes civiles del Tercer Reich, un proceso que llevaba el nombre de la calle donde estaban ubicados los ministerios del gobierno alemán. En ese juicio fue condenado Darré. Los 21 procesados en el "Wilhelmstrasse" eran figuras de segundo rango, funcionarios de gobierno y banqueros, los "Partei Bonzen" del nazismo. Fueron acusados de crímenes contra la paz, crímenes contra la humanidad, saqueo económico, racismo, trabajos forzados y crímenes de guerra contra soldados aliados.

El único que se declaró culpable fue Ernst Wilhelm Bohle. Era, como Darré, un alemán nacido fuera de Alemania con un especial interés en la Argentina, ya que lideraba el Auslandsorganization (AO), el Partido Nazi en el Extranjero, de fuerte influencia en la comunidad alemana de la Argentina, de 250 mil miembros.

Para la época del "Wilhelmstrasse" los Estados Unidos ya habían enfocado sus energías en contra de la Unión Soviética y, excepto en los casos de crímenes específicos contra soldados aliados, las sentencias fueron livianas.

Darré enfrentó varios cargos. El 11 de abril de 1949, cuando el juicio llegó a su fin, se lo absolvió de conspirar para emprender una guerra agresiva y de los cargos de crímenes contra la humanidad.

Se lo declaró culpable, sin embargo, de ser miembro de las SS y de robar alimentos de áreas ocupadas para entregarlos al consumo alemán. Fue sentenciado a siete años de cárcel, pero se lo excarceló en 1950, pocos años antes de su muerte.

¿Muerte en Munich?

Durante décadas el destino final de Darré fue un enigma para los pocos conocedores de la historia secreta del ministro argentino de Hitler.

Se corrían rumores de que había escapado de Nuremberg y vuelto subrepticiamente a Buenos Aires para liderar la red Odessa, la organización clandestina de protección de ex nazis, empleando contactos en su tierra natal para garantizar refugio a sus ex compañeros. Se decía que una gran cantidad de "oro nazi" llegó a la Argentina bajo su custodia.

Otros rumores indicaban que Darré habría vuelto a Europa luego de construir un santuario nazi en Sudamérica y que había muerto en un accidente automovilístico en Alemania, o más románticamente en la Costa Azul de Francia.

La inclusión de su nombre como "confidente de Himmler" en una reciente lista del centro Wiesenthal que exigía a los gobiernos de Europa y América investigar la supuesta existencia de cuentas bancarias de 334 jerarcas nazis reavivó estos mitos.

De haber existido transferencias a la Argentina entre 1944 y 1945, ¿habría sido Darré un candidato para instrumentarlas? Diversos historiadores europeos y norteamericanos afirman que Darré murió de "una enfermedad hepática" en 1953 en la ciudad de Munich. Su hermano sobreviviente en Alemania dice que murió de cáncer en 1954.

En la Argentina no queda nadie con quien consultar. Las guías telefónicas registran 76 Darré, todos ellos de familias originarias de Francia, ninguno un pariente del ministro de Hitler.

Para esta investigación, el cazador de nazis Simon Wiesenthal fue consultado por vía telefónica, el miércoles pasado. Desde Viena, ante la requisitoria de Clarín, reaccionó instantáneamente.

Conozco el caso Darré, ministro de Agricultura. Pero no hablo sin mi archivo. Un momento que veo el dossier.

En alemán, Wiesenthal llamó a su secretaria Trudy y le trasladó el pedido.

Espéreme por favor en la línea que me va a llevar un rato, porque tenemos seis mil dossiers -dijo el más célebre cazador de nazis.

Pero al cabo la búsqueda dio un resultado tan escueto como abrupto. Tras informar que no existen en su Centro archivos de Darré, explicó con certidumbre: "No seguimos el caso porque el hombre murió en 1953".

Fuente; http://www.clarin.com/

Saludos
Germán


 

Volver arriba Ir abajo

 Re: Walter Darré

Mensaje por Huésped el Sáb 01 Dic 2007, 19:31

 
Entrevista a unos de los Hermanos de Walter Darré:

"Mi hermano murió en 1954" 

El ministro argentino de Hitler era el mayor de cinco hermanos. Todos nacieron en la Argentina, con excepción del menor, Alan Darré, quien hoy desde Alemania, con 89 años de edad, habla de su hermano Walther y sobre la historia de la familia en el Río de la Plata.

-¿Por qué su padre vino desde Alemania a la Argentina? -Mis abuelos no tenían mucho dinero y nuestro padre, que hubiese preferido estudiar medicina, entró a una empresa alemana que tenía conexiones con Argentina, Engebert Hardt & Co. Esta empresa de importación-exportación que comerciaba lana y trigo envió a mi padre a Buenos Aires a poner en marcha su negocio allí, donde vivió aproximadamente 20 años. Se casó con una muchacha argentina. Allí nacieron mis cuatro hermanos mayores, dos varones y dos mujeres. Mi hermano Richard Walther fue el primogénito. Estudió allí hasta los catorce años.

Y conservó el castellano. -Era el único de la familia que hablaba buen castellano. Podía leerlo fluidamente y con buen acento. Mis cuatro hermanos y hermanas tenían la nacionalidad argentina. Toda la vida tuvieron las dos nacionalidades, alemana y argentina.

-¿Hablaba Walther acerca de la Argentina? -No. Vino a Alemania a los catorce años y olvidó mucho. Mis hermanas y mi otro hermano no tenían casi ningún recuerdo. Tenían apenas unos pocos años cuando mis padres vinieron a Alemania.

-¿Quedó alguna parte de su familia en Argentina? -Recuerdo que había parientes allí, hasta aproximadamente 1920, pero después el vínculo se perdió.

-¿Era usted muy cercano a su hermano? -Nos queríamos el uno al otro pero no estuvimos juntos muy a menudo en nuestras vidas. El era 12 años mayor que yo, para mí fue siempre una persona adulta. Mi hermano estudió en Gummersbach, un pueblo pequeño en Alemania, no en casa. Estaba pupilo. Después del colegio él fue a estudiar agricultura para las colonias, antes de la Primera Guerra. Después volvió a estudiar agricultura. Finalmente logró una posición en el Ministerio de Agricultura. Entonces vino el Tercer Reich y llegó a ser ministro. Fue despedido aproximadamente en 1942.

-¿Cómo pasó su hermano los últimos años de su vida? -Fue encarcelado al final de la guerra y después murió de cáncer. Se operó en Munich y murió en 1954. Era relativamente joven, no llegó a cumplir 60 años.

Fuente;http://www.clarin.com/

Saludos
Germán

Huésped
Invitado
 
{
}
{
}

Comentarios SIEMPRE TENEMOS UNA BASURA QUE OFRECERLE AL MUNDO

GRACIAS A HUESPED POR TAN BUENA INFORMACION

Deja tu comentario SIEMPRE TENEMOS UNA BASURA QUE OFRECERLE AL MUNDO

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre