Avisar de contenido inadecuado

TOMTINS LOS VAMPIROS DE SANTA CLAUS

{
}

 



 

 

 



Algunas leyendas medievales de Alemania nos hablan del vampiro Tomtin, descrito como un hombre pequeño y repulsivo vestido de perfecto rojo. 

Se cree que antes de integrar una de las razas de vampiros más aborrecibles de Europa, Tomtin pertenecía a una familia de espíritus del bosque y olvidados dioses de las fertilidad, como el Nocturno Rupert (Nacht Ruprecht) y Pedro Negro (Schwartz Peeter), quienes fueron antiguamente adorados por las tribus germánicas y luego se convirtieron en alegres duendes del bosque o, como en el caso de Tomtin, en un vampiro especialmente temible.

El vampiro Tomtin es sádico, y no busca ocultarlo. Disfruta particularmente de la sangre de viajeros y caminantes, a quienes asalta en medio de la noche cuando las largas horas de caminata han fatigando tanto sus miembros que les resultaría imposible escapar. No es raro que antes de beber su sangre Tomtinmate a sus presas a golpe de cadenas. 

Al ser un vampiro del bosque, Tomtin no posee incisivos apropiados, de modo que debe desangrar a sus presas y beber su sangre a medida que se va acumulando como un charco en la tierra. Los cadáveres, de hecho, no sangran, cuestión que obliga a Tomtin a desangrar lentamente a los infortunados que caen en sus garras, manteniéndolos con vida la mayor cantidad de tiempo posible.

Algunos vampiros Tomtin responden a móviles inconfesables, y otros a patrones humanos que les han cedido pequeñas parcelas del bosque a modo de homenaje. En estos casos el vampiro Tomtin les regala a sus auspiciantes el corazón y el hígado de sus víctimas.

Cuando el cristianismo comenzó a penetrar en los bosques germanos intentó absorber algunas costumbres y dioses locales; y procuró convertir a losTomtins en pequeños diablillos que arrancan el cabello a los niños cuando duermen, presumiblemente sin haber asistido a sus clases de catecismo; pero laleyenda continuó su curso con identidad propia, adaptada a los nuevos tiempos pero con la vieja fuerza de antaño.

Los Tomtins continuaron aterrorizando a los peregrinos del bosque, incluso al propio Santa Claus; traido a Germania para reemplazar al viejo Nacht Ruprecht, con quien mantuvo una batalla memorable bajo los árboles, y cuyo resultado puede advertirse en las imágenes de Santa Claus en la región del Rin durante la Edad Media, donde siempre era seguido por una corte de duendes feroces vestidos de rojo.

{
}
{
}

Deja tu comentario TOMTINS LOS VAMPIROS DE SANTA CLAUS

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre